FIFA: el «Casino» o la «Tragaperras» para los niños.

En la actualidad cada vez nos encontramos con más controles y restricciones por parte de los gobiernos hacia las casas de apuestas, al menos en cuanto a publicidad y juego de menores. Por eso no entiendo como todavía no han empezado a regular juegos como FIFA, si habéis leído bien, ese famoso videojuego de futbol al que juegan tus hijos, los míos en incluso tú y yo.

 

Imagen del modo de juego de FIFA

En los últimos años, el modo de juego más famoso de FIFA es FUT (FIFA Ultimate Team), curiosamente, además del modo de juego más famoso es también el que más ingresos le genera a EA Sports (compañía desarrolladora de FIFA). Por supuesto, que una empresa de videojuegos genere ingresos millonarios no es un problema, pero sí lo es, la forma en que lo hace.

El objetivo de los jugadores en FUT es formar una plantilla y ganar partidos para ir ascendiendo en competiciones y torneos, la plantilla se forma con “sobres” que contienen una especie de “cromos” que son los jugadores, cada cromo que obtenemos de un jugador nos permite poder alinearle en nuestra plantilla. Hasta aquí todo bien y yo parezco un loco alarmista, pero la “tragaperras” es la forma en que se consiguen los sobres de cromos.

Para conseguir estos sobres debes jugar al juego para obtener FIFA coins (la moneda del juego) o pagar dinero real por estos FIFA coins. Según han confeccionado este modo de juego, resulta imposible formar un equipo competitivo sin pasar por “caja”, muchos jugadores profesionales ya han criticado esto. FUT está hecho de tal modo que necesitas siempre mejores jugadores, además cuando tienes los mejores jugadores sacan una versión más potente de esos mismos jugadores, con lo cual necesitas comprar sobres de nuevo.

Para colmo, los jugadores que encontrarás en los sobres son totalmente aleatorios, es decir, como una tragaperras en la que no sabes nunca cuando te va tocar el premio, puedes gastarte 200 euros y no conseguir a ese Mesi, Ronaldo, Salah o Neimar que tanto ansías. De esta forma tienen un juego con una calificación de edad para mayores de 3 años convertido en una tragaperras para niños.

Se han dado ya muchos casos de niños que son adictos a FIFA, que se han gastado más de 200 euros a parte de los 70 que cuesta el juego, otros que incluso han vaciado la cuenta de sus progenitores para comprar más y más sobres en busca de los mejores jugadores.

Bajo mi punto de vista, esto es realmente una tragaperras para niños con todas las letras, ya que por el momento no hay regulación en nuestro país, creo que es conveniente que los padres estemos informados sobre estos casinos a los que puede acceder cualquiera desde su plataforma de juegos favorita.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *