Los riesgos de las pantallas en bebés

En innumerables ocasiones los padres utilizamos las pantallas de móviles, Tablet o cualesquiera a modo de “chupete electrónico”, pero no nos estamos dando cuenta de los riesgos de las pantallas en bebés.

Hay numerosos estudios de psicólogos y expertos que están detectando efectos negativos de la exposición de menores de 2 años a pantallas. La psicóloga Sheri Madigan afirma: “Los padres pueden pensar en las pantallas como si les dieran comida basura a sus hijos: en pequeñas dosis no es tan malo, pero con exceso tiene consecuencias”.

Imágen de una niña viendo una tablet
Imágen de una niña viendo una tablet

La Organización Mundial de la Salud (OMS), recomienda cero pantallas en bebés de menos de 2 años, y cero quiere decir nada. Es totalmente desaconsejable que niños tan pequeños utilicen estos dispositivos.

No voy a entrar en detalles técnicos ni innumerables estudios, mi intención es explicar de manera sencilla los riesgos de las pantallas en bebés. Se ha demostrado que la exposición de niños de menos de 2 años a pantallas perjudica su desarrollo cognitivo, las capacidades de comunicación, las habilidades motoras, de resolución de problemas o las habilidades sociales.

De 2 a 3 años

En este periodo las recomendaciones se encaminan en la misma dirección. Aunque no es tan drástico como en los menores de 2 años. Se recomienda que la exposición se realice mediante periodos cortos de no más de 30 minutos (que además permiten a un adulto hacer tareas como la comida).

El máximo recomendable en esta edad es de una hora diaria, aunque la recomendación es que cuanto menos, mejor.

De 3 a 5 años

Para los niños de 3 a 5 años, el tiempo máximo que deben dedicar a pantallas siguen siendo recomendable que no supere la hora diaria. Es mucho más importante que realicen de 2 a 3 horas de actividades físicas al tiempo dedicado en pantallas.

También es cierto que con esta edad empezarán a interesarse más por las pantallas, la televisión y demás tecnologías. Además, empezarán a entender contenidos básicos dedicados a su edad.

Para este rango de edad podemos encontrar contenidos educativos y pensados para este público infantil. Hay que optar siempre por contenidos de calidad, es preferible que el niño vea contenido que está adaptado a su edad en servicios como Amazon Prime Video, Disney+, Netflix o HBO a poner, por ejemplo, YouTube donde el niño puede acceder a contenido que no es apto para su edad y anuncios no apropiados. También hay programación infantil en canales dedicados de la Televisión Digital Terrestre (TDT), como algunos de los que se emiten en Clan, Disney Chanel u otros similares.

4 comentarios:

  1. Pingback: Utilizar las nuevas tecnologías para aprender en el confinamiento. - Filósofo Multimedia

  2. Pingback: Prueba gratis Amazon Prime durante un mes - Filósofo Multimedia

  3. Pingback: Audio libros infantiles gratis - Filósofo Multimedia

  4. Pingback: ¿Un niño debe comer con la tablet? - Filósofo Multimedia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.